Flora canaria > Especies > Hypericum canariense

Hypericum canariense  L.
Familia HYPERICACEAE
Granadillo, Sanjuanero, Malfurada, Flor de cruz, Espantademonios
  Descripción
Arbusto muy ramificado, de conformación muy variable y hasta 3 m de alto, con tallos leñosos y quebradizos, recubiertos de una fina y bella corteza de color marrón claro, y que pierde parte del follaje durante los calurosos días del verano, vistiéndose de nuevo con la llegada de las primeras lluvias otoñales.
Las hojas, de 2-7 cm de longitud, color verde intenso en la haz y recorridas por tres nervios prominentes, son simples, opuestas, de estrechamente ovaladas a linear-lanceoladas, enteras en sus bordes y de obtusas a agudas en el ápice.
Sus pequeñas flores, de color amarillo dorado y unos 2 cm de diámetro, se reúnen en llamativas inflorescencias ramificadas, terminales o subterminales, muy densas y olorosas. Cada flor presenta un cáliz de cinco sépalos ovados unidos por la base y sin glándulas en sus bordes, y una corola con cinco pétalos ovado-lanceolados, con cáliz largo y angosto, y numerosos estambres. Los frutos son cápsulas globosas y algo carnosas de color verdoso amarillento, que al madurar se endurecen y se vuelven marrones, momento en que se abren en cuatro valvas repletas de diminutas semillas aplastadas de color marrón oscuro.


 
  Hábitat
Endemismo de Canarias y Madeira. En nuestro archipiélago es relativamente frecuente en las formaciones arbustivas del área potencial de los Bosques termófilos, especialmente en zonas degradadas de los antiguos sabinares, así como en los márgenes de la Laurisilva y el Fayal-brezal, formando a veces densas poblaciones casi monoespecíficas.
Muestra preferencia por lugares rocosos algo húmedos y soleados, y en ocasiones baja hasta cerca de la costa, o sube hasta zonas dominadas por el Pinar.
  Floración
Primavera, y en situaciones muy favorables durante casi todo el año.
  Reproducción
Por semillas.
  Usos
Es una bella planta que se puede utilizar como ornamental en jardines frescos y soleados de las zonas bajas y de medianías; su cultivo es muy fácil, pues se adapta a casi todo tipo de suelos y solo necesita riego moderado en verano.
Sus ramas tiernas se emplean ocasionalmente como forraje para las cabras.


 
  Propiedades medicinales
La infusión de sus hojas y flores es ansiolítica, por lo que antiguamente se le recomendaba a las personas histéricas, valiéndole tal uso el nombre popular de "espantademonios".
La infusión de las flores, previamente tostadas, se empleaba para expulsar las lombrices intestinales. También se le atribuyen propiedades diuréticas.
  Distribución
Islas Canarias, Madeira.
  Notas
Se diferencia del resto de especies de este género en Canarias por la carencia de glándulas en los bordes de hojas y sépalos, por sus hojas de estrechamente elípticas a linear-lanceoladas, y por sus inflorescencias con un gran número de flores.
De esta especie se distinguen tres variedades, atendiendo a sus diferencias en la forma de las hojas, y la forma y tamaño de los pétalos y los frutos. La var. canariense, la var. platysepalum, ambas exclusivas de las Islas Canarias, y la var. floribundum, que además también crece en la isla de Madeira.
La var. canariense tiene un porte más erecto, ramificación densa y suberecta, hojas ovado-lanceoladas de 4-8 cm de largo y hasta 3 cm de ancho, pétalos ovados con entre 3 y 5 nervios en la base, cáliz corto, ancho y finamente dentado, y frutos más globuliformes. La var. floribundum es algo más baja, con ramificación abierta, ramas levantadas o algo arqueadas, hojas oblongo lanceoladas de hasta 4 cm de largo, de color verde o verde oscuro, cáliz largo y angosto, y pétalos ovado lanceolados.
Con bastante razón, dice un versito popular canario que "Entre San Juan y San Pedro florecen los granadillos, alegrando nuestros campos con sus flores de amarillo.", pues el mes de junio, en que se celebra la onomástica de estos dos santos, es el tiempo de mayor floración de esta bella planta.
Esta especie se encuentra asilvestrada en lugares tan lejanos como el sur y suroeste de Australia.
  Etimología
Su nombre genérico (Hypericum) parece derivar del griego hyperikon, que querría decir algo así como brezo bajo o pequeño brezo. El específico (Canariense) alude a su distribución mayoritaria en el archipiélago canario.
  Sinonimia
Webbia platysepala, Webbia floribunda, Webbia canariensis, Hypericum platysepalum, Hypericum floribundum.

Distribución: Endemismo macaronésico. El Hierro, La Palma, La Gomera, Tenerife, Gran Canaria.
Ecosistemas: Bosques termófilos, Laurisilva, Pinar.
Altitud: Normalmente entre los 200-1.300 m s. n. m.
  Síguenos en Facebook