Especies

Flora canaria > Bartsia trixago

Bartsia trixago  L.
Gallocresta, Conejitos, Boca de dragón
  Descripción
Herbácea anual de unos 10-80 cm de alto, semiparásita, que surge de un corto rizoma claramente abultado. Tiene tallos erectos, finos, rígidos, cilíndricos, normalmente simples, aunque a veces se ramifican en su parte superior.
Sus hojas, de unos 2-6 cm de longitud, color verde intenso y ligeramente vellosas, se hallan distribuidas espaciadamente a lo largo del tallo. Son simples, opuestas, sésiles, linear-lanceoladas, ocasionalmente pinnatipartidas las más bajas, de bordes toscamente aserrados, con dientes profundos y romos, nerviación destacada y algo ásperas al tacto.
Sus pequeñas y llamativas flores, de muy variada coloración, que va del blanco al amarillo, pasando por tonalidades rosáceas o purpúreas, se disponen en densas espigas terminales de apariencia piramidal, no ramificadas y de hasta 15 cm de longitud, con brácteas inferiores foliáceas, y superiores enteras, ovadas y cordadas, todas de color verdoso y densamente cubiertas de una fina vellosidad.
Presentan un cáliz dilatado, inflado y acampanado, piloso y glanduloso, con cinco sépalos soldados formando un tubo que se divide por el dorso hasta más de la mitad de su longitud, de modo que aparentan dos lóbulos, y con los labios cortamente bidentados. La corola, de hasta 2,5 cm de largo, más o menos glandulosa, bilabiada, con un labio superior en forma de casco y otro inferior más largo, plano y dividido en tres lóbulos redondeados; los estambres son cuatro, agrupados por pares, y con las anteras violáceas recubiertas de pequeñas cerdas.
Sus frutos son cápsulas esféricas densamente vellosas y de hasta 1 cm de diámetro, que contienen en su interior numerosas y muy pequeñas semillas, de elípticas a reniformes, con costillas longitudinales y finas rayas transversales.


  Hábitat
Esta especie es relativamente frecuente en las Islas Canarias, donde vive en laderas pedregosas, prados, huertas abandonadas, bordes de caminos y carreteras, etc., situados en la zona potencial de los Bosques termófilos y del Monteverde, aunque también puede aparecer en lugares húmedos y algo sombríos del margen superior del Cardonal-tabaibal.
  Floración
Primavera.
  Reproducción
Por semillas.
  Usos
Se puede usar como especie ornamental en jardines de rocalla, especialmente atractiva por sus espigas de tan variada coloración.
En algunos lugares del Mediterráneo parece ser que se utilizaba para la elaboración de perfumes.


  Propiedades medicinales
Desconocidas.
  Distribución
Mediterráneo, Europa Central, Oriente Medio, Macaronesia.
  Notas
Las poblaciones de esta especie pueden ser de corola concolora o bicolora. En las bicoloras el labio superior es rosáceo o purpúreo, y el labio inferior blanco o amarillo crema. Las concoloras son totalmente amarillas, pero con diferente tonalidad en el labio superior que la del labio inferior.
Es relativamente frecuente su confusión con las formas amarillas de Parentucellia viscosa, una especie de tamaño y apariencia similar a primera vista, especialmente en ejemplares no fructificados.

  Etimología
Su nombre genérico (Bartsia) está dedicado a Johann Bartsch, médico y botánico prusiano del siglo XVIII y amigo de Linneo. El específico (Trixago) parece derivar del término griego trix (piel, pelo) al que se añadiría el sufijo latino ago (parecido a), posiblemente haciendo referencia a la vellosidad de sus hojas o inflorescencias.
  Sinonimia
Bartsia versicolor, Bellardia trixago, Trixago versicolor, Trixago maxima, Trixago apula.

Distribución: Introducida. El Hierro, La Palma, Tenerife, Gran Canaria.
Ecosistemas: Cardonal-tabaibal, Bosques termófilos, Laurisilva, Fayal-brezal.
Altitud: Normalmente entre los 200-700 m s. n. m.

Texto y fotos: J. Alfredo Pérez Martín
  Más fotos de esta especie