Flora canaria > Especies > Convolvulus althaeoides

Convolvulus althaeoides  L.
Molinera, Corregüela, Correhuela, Campanilla
 
  Descripción
La Molinera es una enredadera herbácea fácilmente reconocible por sus hermosas flores campaniformes, que al llegar la primavera forman un vistoso y colorido manto sobre muchos terrenos incultos de nuestro Archipiélago.
Sus delgados y vellosos tallos, de hasta más de 3 m de largo, crecen normalmente arrastrándose sobre el terreno, aunque se vuelven trepadores siempre que encuentran ocasión para ello. Sus hojas, de color verde pálido -y también recubiertas de una corta y fina pubescencia-, son alternas, pecioladas y de conformación muy variable: más o menos acorazonadas o lanceoladas las inferiores, pinnadas o al menos profundamente lobuladas las superiores.
Las flores, largamente pedunculadas, se agrupan en inflorescencias axilares poco densas; tienen el cáliz algo velloso y una corola anchamente radiada de hasta 5 cm de diámetro, coloreada de tonos rosáceo-purpúreos, generalmente algo más oscurecidos en el centro que en los bordes. Sus frutos son cápsulas lisas y redondeadas, rodeadas por el cáliz persistente; cada una contiene entre dos y cuatro semillas de color negro.
Ecología: Proveniente del área circunmediterránea, la Molinera se ha asentado en todas las islas de nuestro Archipiélago, actuando como mala hierba que aprovecha para su desarrollo los más diversos terrenos: bordes de caminos y carreteras, huertas abandonadas, pastizales, muros y paredes, etc.; normalmente en situaciones áridas de la zonas baja y media, aunque en algunos lugares puede llegar a cotas superiores a los 1.500 metros.
Floración: Primavera y verano.
Reproducción: Por semillas y esquejes.
Usos: Puede emplearse como ornamental en casos especiales: recubrimiento de paredes y terraplenes, etc.
Propiedades medicinales: La infusión de sus hojas se usa internamente como purgante, y externamente para realizar lavados que alivien el molesto dolor de las almorranas; en forma de cataplasma aplacan los hematomas y ayudan a cicatrizar heridas externas.

Cardonal tabaibal, Bosques termófilos, Pinar
100-1500 m
Todas las Islas
Nativa en Canarias



  Síguenos en Facebook