Flora canaria > Especies > Aeonium viscatum

Aeonium lindleyi Webb & Berthel. ssp. viscatum  (Bolle) Bañares
Familia CRASSULACEAE
Melosa, Melosilla, Morilla
  Descripción
Matita suculenta de hasta 40 cm de alto, que se ramifica abundantemente casi desde su base, siendo sus tallos finos, leñosos o semileñosos, quebradizos y recubiertos de una rugosa corteza de color pardo grisáceo.
Sus hojas, muy carnosas y de color verde oscuro, que se torna rojizo amarillento en la época estival o en situaciones muy soleadas, crecen agrupadas en rosetas terminales de hasta 5 cm de diámetro, sostenidas por tallos muy frágiles. Son lisas, de obovadas a espatuladas, ligeramente aquilladas en el dorso, y recubiertas de una corta y pegajosa vellosidad.
Sus pequeñas flores, de alrededor de 1 cm de diámetro, forma estrellada y color amarillo dorado, se agrupan en inflorescencias difusas situadas al final de tallitos floríferos cortos y hojosos. Cada flor presenta de siete a nueve sépalos, la misma cantidad de pétalos, lanceolados, de unos 5-7 mm de longitud y acuminados en su ápice, y doble cantidad de estambres de unos 5 mm de largo. Al fructificar producen una gran cantidad de minúsculas semillitas.


 
  Hábitat
Especie endémica de La Gomera, frecuente y hasta común en riscos, paredes y laderas rocosas muy soleadas del suroeste y noroeste de la isla, localizándose sus ejemplares desde las zonas costeras hasta los bordes y áreas clareadas de los grandes bosques de Fayal-brezal y Laurisilva.
Muchas veces se encuentra asociada a otro endemismo del mismo género (Aeonium castello-paivae), con el cual se hibrida ocasionalmente.
  Floración
Primavera y verano, normalmente entre los meses de febrero a julio.
  Reproducción
Por semillas y esquejes.
  Usos
Se emplea ocasionalmente como ornamental. Sin embargo, esta práctica debe restringirse a sus áreas de distribución natural, dado el alto potencial de hibridación que presentan las especies de este género, y teniendo un absoluto respeto a sus poblaciones naturales.


 
  Propiedades medicinales
El jugo de sus hojas se puede utilizar para sanar quemaduras y aliviar pequeñas inflamaciones provocadas por golpes o caídas.
  Distribución
Islas Canarias.
  Notas
De Aeonium lindleyi se distinguen en la actualidad dos subespecies: la típica, ssp. lindleyi, exclusiva de la isla de Tenerife, y la ssp. viscatum, presente únicamente en la isla de La Gomera, y que hasta no hace mucho tiempo se consideraba como especie independiente. Por su parte, la clasificación de la International Crassulaceae Network rebaja la diferenciación entre ambas a la categoría de simple variedad, quedando establecida la especie Aeonium lindleyi con dos variedades: var. lindleyi y var. viscatum.
La ssp. lindleyi tiene hojas más gruesas, más de 5 mm, y más pubescentes que las de la ssp. viscatum, cuyas hojas son de menos de 4 mm de grueso y están recubiertas de pelillos más cortos.
Ocasionalmente se hibrida con Aeonium canariense ssp. latifolium (Aeonium x bravoanum) y con Aeonium castello-paivae (Aeonium x vegamorai).

  Etimología
Su nombre genérico (Aeonium) proviene del griego y quiere decir eterno o que vive permanentemente, seguramente aplicado a este grupo de plantas por su enorme capacidad de adaptarse a cualquier situación ecológica, a su poder para desarrollarse incluso sobre la piedra más descarnada, y a su facultad para sobrevivir en cualquier circunstancia durante largo tiempo, casi "eternamente". El específico (Lindleyi) está dedicado a John Lindley (1799-1865), paleontólogo, naturalista y botánico británico, secretario de la Royal Horticultural Society, autor de varias obras, entre ellas una Introducción al Sistema Natural de la Botánica, en la que defendía el sistema de clasificación natural de ideado por A. Laurent de Jussieu frente al usado por Linneo. Y el subespecífico (Viscatum) procede del latín viscatio (viscoso, pegajoso) en referencia a la característica pegajosidad de sus hojas, origen también de su nombre vulgar de melosa o melosilla.
  Sinonimia
Sempervivum viscatum, Sempervivum tortuosum var. viscatum.

Distribución: Endemismo canario. La Gomera.
Ecosistemas: Cardonal-tabaibal, Bosques termófilos.
Altitud: Normalmente entre los 100-800 m s. n. m.

Texto y fotos: J. Alfredo Pérez Martín
  Más fotos de esta especie