Flora canaria > Especies > Orchis canariensis


Orchis canariensis  Lindl.
Familia ORCHIDACEAE
Orquídea del pinar
Descripción: Plantita herbácea vivaz de hasta 30 cm de alto que produce un característico doble tubérculo, de formas ovoides, del que brota anualmente su parte aérea, formada por un tallo muy corto alrededor del que se desarrolla una especie de roseta basal formada por hojas, de color verde brillante, simples, alternas, largamente ovadas, enteras, carnosas y muy lustrosas.
Sus pequeñas y llamativas flores, de color rosáceo, con manchas o puntitos purpúreos en el labio inferior, se disponen en la porción final de un largo tallo florífero en forma de espiga de hasta 20 cm de alto, que surge del centro de la roseta basal, y con unas 5-20 flores cada una. Cada flor está constituida por un periantio de cinco piezas iguales que forman una especie de casco, con un labelo trilobulado y vistoso, y un espolón corto. Al fructificar producen una gran cantidad de diminutas semillas.
Durante el verano, después de la fructificación, desaparece por completo la parte aérea de la planta.
Hábitat: Endemismo canario de tendencias netamente rupícolas, frecuente en riscos y laderas rocosas del Pinar, los Bosques termófilos y de la franja superior del Cardonal-tabaibal. Su carácter vivaz y pequeño tamaño lo hacen pasar desapercibido la mayor parte del tiempo, salvo cuando sus coloridas inflorescencias despuntan entre el resto de la vegetación herbácea.
Floración: Invierno y primavera.
Reproducción: Por semillas y tubérculos. La reproducción por semillas es algo complicada, pues para germinar necesitan la presencia de hongos micorrizógenos.
Usos: Se puede emplear como especie ornamental en jardines de rocalla de las zonas de medianías, siempre que ello suponga un absoluto respeto a sus poblaciones naturales.


Propiedades medicinales: Desconocidas.
Distribución: Canarias.
Notas: En las Islas Canarias existen ocho especies de orquídeas silvestres, casi todas ellas de pequeño tamaño y discreta floración. Entre las cuatro que son endémicas de nuestro territorio se encuentra esta Orquídea del pinar, porque con relativa frecuencia se encuentra en este tipo de bosque.
Etimología: Su nombre genérico (Orchis) proviene del griego orchis (testículo), por el parecido que tienen sus dos tubérculos con unos testículos, circunstancia aprovechada por algunos autores antiguos para atribuirles propiedades afrodisíacas, siguiendo la denominada "teoría del signo", tan extendida en otros tiempos. De estos dos tubérculos, uno, más grande y rugoso que el otro, es también el más viejo, del que brota la planta anualmente; el otro, algo más pequeño, terso y blanquecino, es el que dará lugar a la planta del año siguiente. El específico (Canariensis) alude a su localización exclusiva en las Islas Canarias.
Sinonimia: Orchis patens, Orchis patens canariensis, Barlia canariensis, Androrchis canariensis.

Distribución: Endemismo canario. Tenerife, La Palma, La Gomera, El Hierro, Gran Canaria.
Ecosistemas: Cardonal-tabaibal, Bosques termófilos, Pinar.
Altitud: Normalmente entre los 500-1.800 m s. n. m.